Gobernanza

La Universidad que queremos debe ser gestionada conforme a los principios de gobernanza y buen gobierno. Creemos que así lo exige el propio ADN de un modelo de universidad como el español, caracterizado por muy altos niveles de participación en la toma de decisiones y de control de la gestión. Estamos convencidos de que hoy en día una universidad pública no puede desconocer las crecientes demandas ciudadanas de mejora democrática y transparencia, ni puede pretender desarrollarse al margen del contexto institucional, social y económico que le es propio.

La Universidad de Murcia tiene como función esencial la prestación del servicio público de la educación superior mediante la docencia, la investigación, la transferencia y difusión del conocimiento y la cultura. Para cumplir este cometido es preciso fijar objetivos, tomar decisiones estratégicas y ponerlas en práctica, teniendo en cuenta que afectan a nuestros estudiantes, profesores e investigadores y a las personas encargadas de la administración y los servicios.

Gobernaremos de manera participativa. La gobernanza universitaria afecta, primeramente, a las formas de organización, gobierno y gestión, y la impone el propio diseño legal de la universidad española. La compleja distribución de competencias, funciones y responsabilidades entre diferentes estructuras (facultades, escuelas, departamentos, institutos de investigación, escuela de doctorado, grupos de investigación y otros) y los distintos órganos de gobierno y representación (claustro, consejo social, consejo de gobierno, juntas de centro, consejos de departamento), hace que solo mediante la participación, el diálogo, el consenso y la corresponsabilidad pueda impulsarse la acción de gobierno.

En la Universidad que queremos las facultades y escuelas serán las protagonistas de la gestión y del gobierno universitario. La presencia en sus instalaciones de estudiantes, profesores, PAS, y la organización de los departamentos que las integran, las convierten en las células básicas donde todos vivimos la universidad. El apoyo a sus equipos directivos y la coordinación entre centros al servicio del fin común universitario es un objetivo prioritario y transversal.

Fomentaremos las relaciones de la Universidad de Murcia con las administraciones públicas, otras entidades y organizaciones públicas y privadas así como el mundo empresarial, reforzando las relaciones con la Universidad Politécnica de Cartagena como universidad pública regional hermanada en el proyecto de excelencia internacional Campus Mare Nostrum.

Apostamos por una gestión más eficaz y eficiente y por la mejora continua de los servicios públicos mediante la simplificación de los procedimientos, la reducción de cargas administrativas, la desburocratización de la gestión, asegurando la calidad y la fluidez de las relaciones con los miembros de la comunidad universitaria y con los ciudadanos en general.

Buscaremos el cumplimiento del principio de equidad en todas las actuaciones. Y lo haremos con el máximo nivel de consenso posible y con especial sensibilidad respecto a las demandas de la sociedad y de las personas que forman nuestra universidad. Estamos convencidos de que la defensa de los derechos humanos, el compromiso con la igualdad —muy especialmente la igualdad de género— y el respeto a la diversidad son comportamientos cívicos que en democracia deben exigirse a cualquier ciudadano. La universidad debe ser ejemplo de convivencia como reflejo del carácter complejo y multiforme de la sociedad civil.

Las Tecnologías de la Información y de las Comunicaciones (TIC) se han convertido en un componente crítico de las universidades en todos sus ámbitos (docencia, investigación y administración). En el momento presente están dejando de ser un elemento táctico de soporte a los servicios universitarios convirtiéndose en un elemento estratégico para la universidad. Su gobierno debe formar parte de la planificación institucional y estar adecuadamente alineado con los objetivos de nuestra institución.

La Universidad que queremos es, en definitiva, una institución democrática, socialmente responsable, abierta e inclusiva, una universidad que supera barreras y que solo puede ser gestionada y dirigida conforme a los principios de transparencia y rendición de cuentas, participación, diálogo y consenso. Una institución en la que todos somos necesarios para alcanzar el éxito en nuestro empeño común: el progreso y la mejora de la Universidad de Murcia como institución de referencia nacional e internacional por la excelencia de su docencia, su investigación y su innovación.

Medidas para la Gobernanza

  • En el marco del Plan de Estructuración de RRHH (PAS) impulsaremos y negociaremos un modelo de gestión administrativa para los centros adecuado al catálogo de funciones de los mismos.
  • Establecimiento de mecanismos de comunicación fluida y habitual entre el rectorado y los centros.
  • Dotación de servicios de apoyo administrativo extraordinario a los centros para el cumplimiento de tareas específicas temporalmente limitadas.
  • Intensificación de la presencia de la Universidad de Murcia en la vida institucional regional.
  • Negociación de un nuevo plan plurianual de financiación que asuma el papel estratégico que la UM tiene en el entramado institucional regional y fije el año 2020 como la fecha tope para alcanzar una cobertura del 100% del techo de gasto vía subvención nominativa.
  • Aumento de las dotaciones de Fondos Europeos (FEDER) para el desarrollo del Plan Director de Inversiones.
  • Negociación de una línea específica de financiación destinada a la estabilización y rejuvenecimiento de los RR.HH. de la universidad. Se vinculará a un tramo de techo de gasto de personal de uso exclusivo para esta línea.
  • Eliminación del canon adicional de 5% en estudios propios de gestión interna.
  • Implementación del teléfono móvil como un canal de pago de servicios universitarios (Campus-Pay).
  • Potenciación de la contratación con Pymes e inclusión de cláusulas sociales y medioambientales en los pliegos.
  • Integración y simplificación de los programas de gestión.
  • Impulso de la transformación digital de los sistemas de educación superior.
  • Creación de la Oficina de Desarrollo Estratégico y elaboración del Plan Estratégico de la Universidad de Murcia
  • Potenciación de la figura del Defensor Universitario y dotación del soporte adecuado para el desarrollo de su actividad.
  • Dinamización de la actividad representativa en las diferentes comisiones y órganos de la universidad.
  • Apoyo al Claustro Universitario para la aprobación definitiva de los Estatutos de la Universidad de Murcia.
  • Apoyo al asociacionismo universitario con medidas como, entre otras, la organización de jornadas de formación e intercambio de experiencias.
  • Reforzamiento de la estrategia de Responsabilidad Social Corporativa mediante la creación de una Comisión de Ética y RSC y elaboración periódica del plan y la memoria de RSC.
  • Establecimiento de un Sistema integral de Rendición de Cuentas asumiendo los compromisos establecidos por la Open Government Partnership (OGP).
  • Fomento de la cooperación de la universidad con agentes sociales tomando como referencia los objetivos de desarrollo sostenible y la Agenda 2030 por medio de la organización de jornadas de cooperación, la presentación de proyectos, la participación de distintas ONG y la entrega de galardones a estudiantes comprometidos.
  • Impulso del proyecto de Banco de Tiempo.
  • Aprobación del plan de prevención del acoso sexual y otros riesgos psicosociales.
  • Desarrollo de actuaciones de concienciación y de protocolos de actuación ante la violencia de género. Formación del personal universitario para la identificación de estos problemas.
  • Establecimiento de un protocolo de atención a la diversidad sexual y de género.
  • Potenciación de la actividad física y del deporte entre los miembros de la comunidad universitaria.
  • Impulso al proyecto Universidad Saludable mediante el fomento de buenas prácticas en la alimentación de los universitarios, que incluya, entre otras medidas, la revisión de los menús de las cafeterías y comedores.
  • Potenciación de los servicios asistenciales de la universidad para conseguir que sean referentes en asistencia, docencia, investigación y transferencia en nuestra región.
  • Elaboración del I Plan Director de la Comunicación para reforzar la política de comunicación y mejorar la visibilidad de nuestras actividades.
  • Actualización y adaptación del manual de identidad e imagen corporativa y comunicación de la UM.
  • Desarrollo integral del Portal de Transparencia de nuestra universidad para que la rendición de cuentas sea completa.
  • Mejora de la transparencia poniendo a disposición de la comunidad universitaria los expedientes completos y garantizando el acceso a los acuerdos de los órganos colegiados.
  • Consolidación de una Administración Electrónica efectiva al servicio de toda la comunidad universitaria por la vía del desarrollo e implementación integral de las Normas Técnicas de Interoperabilidad y la elaboración de las guías de aplicación.
  • Establecimiento de medidas que garanticen el cumplimiento de la normativa nacional y europea en materia de protección de datos.
  • Seguimiento de la Norma ISO 15489-1:2016 y de otros estándares internacionales en el Archivo Universitario, adecuando y actualizando las definiciones de actividad, agente, cuadro de clasificación funcional, calendario de conservación, evidencia, función, sistema de documentos, esquemas de metadatos, permisos de acceso, transacción y proceso de trabajo.
  • Confección y actualización permanente de una compilación de normas universitarias.
  • Modificación del gobierno corporativo de TICARUM, contrato programa UM-TICARUM y plan de comunicación.
  • Implementación de una Fase de Audiencia Pública (10 días) para formular alegaciones al borrador de Presupuesto por parte de cualquier miembro de la comunidad universitaria.
  • Consolidación de la experiencia de Presupuesto Participativo.
  • Elaboración de un Plan Director de Infraestructuras que contemple soluciones, financiación y grado de implicación de las administraciones para resolver problemas de espacio, acabados, accesos y acondicionamientos urbanísticos.
  • Fomento de espacios e infraestructuras en los diferentes campus para facilitar actividades e intercambios estudiantiles, de PDI y de PAS.
  • Desarrollo sostenible y cuidado del medioambiente, con la generalización del uso de vehículos institucionales no contaminantes, el fomento del desplazamiento en bicicleta por el campus y el aumento del número de contenedores de reciclado.
  • Mejora de los accesos a los campus de Espinardo y de Ciencias de la Salud (peatones, vehículos, bicicletas y rotondas).
  • Promoción de acuerdos con los trasportes públicos para mejorar las comunicaciones entre los diferentes campus (La Merced, Espinardo, El Palmar, Lorca, Cartagena, San Javier y Granja Veterinaria).
  • Fomento de las acciones de movilidad mediante la finalización del carril bici perimetral entre el los campus de Espinardo y de La Merced y diseño de otros nuevos para instalaciones docentes más alejadas (Granja Veterinaria).
  • Acuerdos con los correspondientes ayuntamientos para impulsar el uso de la bicicleta así como para la creación de carril bici que conecte el Campus de Lorca y el Campus de San Javier con sus respectivos centros urbanos.
  • Mejora de las instalaciones de los campus universitarios que favorezcan el acceso y la movilidad de los discapacitados (ayudas acústicas, rampas de acceso, señalización adaptada, aseos adaptados, etc.).
  • Implantación en los departamentos, centros y facultades de programas que incentiven la optimización de los recursos disponibles y aumento de la sostenibilidad de las instalaciones.
  • Promoción de las actuaciones de eficiencia energética y apuesta por energías renovables con el fin de contribuir a disminuir las emisiones de CO2 y el coste de la facturación energética de la UM.
  • Aumento y modernización de los recursos y sistemas de vigilancia de los distintos campus.
  • Actualización de los planes de evacuación y mejora de los planes de prevención.
  • Definición de una política cultural con participación de toda la comunidad universitaria que se concrete en una programación que sea herramienta de identidad, proyección y refuerzo de la institución, cohesionando la UM con el ámbito de la cultura.
  • Potenciación de la capacidad de generar proyectos propios que favorezcan las relaciones interdisciplinares entre los distintos ámbitos de la cultura y el arte.
  • Reactivación de la actividad de las Aulas Culturales remarcando el componente educativo como elemento diferenciador de cualquier actividad exterior plenamente lúdica.
  • Promoción y realización de actividades en todos los campus de la UM, Cartagena Lorca y San Javier incluidos, y fomento de la cooperación en este ámbito con la UPCT dentro del marco del Campus Mare Nostrum.
  • Consolidación de los proyectos orquesta universitaria y coral universitaria.
  • Mayor visualización de los premios de pintura, fotografía y de poesía.
  • Reactivación del Aula de Teatro para la presentación y puesta en escena de obras con producción propia.
  • Ampliación de la visibilidad social de las instalaciones para la comunidad universitaria (piscina, instalaciones deportivas, bibliotecas, salas de estudio, museos y salas de exposiciones, etc.).
  • Establecimiento de una estrategia TIC debidamente alineada con la global de la universidad.
  • Ahorro de costes en las inversiones en tecnología a partir de la gestión por proyectos y priorización de inversiones.
  • Evaluación y seguimiento del rendimiento de los procesos y servicios TIC mediante la definición de los indicadores adecuados.
  • Cumplimiento normativo, implantación de estándares internacionales y de certificaciones de calidad relacionadas con la gobernanza TIC.
  • Publicación de un catálogo de los servicios TIC disponibles para la comunidad universitaria y elaboración de un conjunto de buenas prácticas asociadas con cada uno de los objetivos TIC que sirva de referencia para establecer acciones de mejora.
Logotipo gobernanza

Objetivos

  1. Situar a los centros como eje de la vida en la Universidad de Murcia.

  2. Intensificar las relaciones institucionales de nuestra universidad con administraciones, entidades y organismos públicos y privados y con el mundo empresarial.

  3. Asegurar la transparencia y la equidad en la gestión y toma de decisiones.

  4. Fomentar la participación y el asociacionismo en la comunidad universitaria.

  5. Desburocratizar y simplificar los procesos de gestión que afectan a los distintos colectivos de la UM.

  6. Desarrollar acciones que hagan posible campus más amables y sostenibles.

  7. Alinear la estrategia general de la universidad con una adecuada gobernanza TIC para procurar obtener el valor efectivo que las tecnologías deben generar en una universidad del siglo XXI.

La Universidad que queremos debe ser gestionada conforme a los principios de gobernanza y buen gobierno. Creemos que así lo exige el propio ADN de un modelo de universidad como el español, caracterizado por muy altos niveles de participación en la toma de decisiones y de control de la gestión. Estamos convencidos de que hoy en día una universidad pública no puede desconocer las crecientes demandas ciudadanas de mejora democrática y transparencia, ni puede pretender desarrollarse al margen del contexto institucional, social y económico que le es propio.

La Universidad de Murcia tiene como función esencial la prestación del servicio público de la educación superior mediante la docencia, la investigación, la transferencia y difusión del conocimiento y la cultura. Para cumplir este cometido es preciso fijar objetivos, tomar decisiones estratégicas y ponerlas en práctica, teniendo en cuenta que afectan a nuestros estudiantes, profesores e investigadores y a las personas encargadas de la administración y los servicios.

Gobernaremos de manera participativa. La gobernanza universitaria afecta, primeramente, a las formas de organización, gobierno y gestión, y la impone el propio diseño legal de la universidad española. La compleja distribución de competencias, funciones y responsabilidades entre diferentes estructuras (facultades, escuelas, departamentos, institutos de investigación, escuela de doctorado, grupos de investigación y otros) y los distintos órganos de gobierno y representación (claustro, consejo social, consejo de gobierno, juntas de centro, consejos de departamento), hace que solo mediante la participación, el diálogo, el consenso y la corresponsabilidad pueda impulsarse la acción de gobierno.

En la Universidad que queremos las facultades y escuelas serán las protagonistas de la gestión y del gobierno universitario. La presencia en sus instalaciones de estudiantes, profesores, PAS, y la organización de los departamentos que las integran, las convierten en las células básicas donde todos vivimos la universidad. El apoyo a sus equipos directivos y la coordinación entre centros al servicio del fin común universitario es un objetivo prioritario y transversal.

Fomentaremos las relaciones de la Universidad de Murcia con las administraciones públicas, otras entidades y organizaciones públicas y privadas así como el mundo empresarial, reforzando las relaciones con la Universidad Politécnica de Cartagena como universidad pública regional hermanada en el proyecto de excelencia internacional Campus Mare Nostrum.

Apostamos por una gestión más eficaz y eficiente y por la mejora continua de los servicios públicos mediante la simplificación de los procedimientos, la reducción de cargas administrativas, la desburocratización de la gestión, asegurando la calidad y la fluidez de las relaciones con los miembros de la comunidad universitaria y con los ciudadanos en general.

Buscaremos el cumplimiento del principio de equidad en todas las actuaciones. Y lo haremos con el máximo nivel de consenso posible y con especial sensibilidad respecto a las demandas de la sociedad y de las personas que forman nuestra universidad. Estamos convencidos de que la defensa de los derechos humanos, el compromiso con la igualdad —muy especialmente la igualdad de género— y el respeto a la diversidad son comportamientos cívicos que en democracia deben exigirse a cualquier ciudadano. La universidad debe ser ejemplo de convivencia como reflejo del carácter complejo y multiforme de la sociedad civil.

Las Tecnologías de la Información y de las Comunicaciones (TIC) se han convertido en un componente crítico de las universidades en todos sus ámbitos (docencia, investigación y administración). En el momento presente están dejando de ser un elemento táctico de soporte a los servicios universitarios convirtiéndose en un elemento estratégico para la universidad. Su gobierno debe formar parte de la planificación institucional y estar adecuadamente alineado con los objetivos de nuestra institución.

La Universidad que queremos es, en definitiva, una institución democrática, socialmente responsable, abierta e inclusiva, una universidad que supera barreras y que solo puede ser gestionada y dirigida conforme a los principios de transparencia y rendición de cuentas, participación, diálogo y consenso. Una institución en la que todos somos necesarios para alcanzar el éxito en nuestro empeño común: el progreso y la mejora de la Universidad de Murcia como institución de referencia nacional e internacional por la excelencia de su docencia, su investigación y su innovación.

Logotipo gobernanza

Objetivos

  1. Situar a los centros como eje de la vida en la Universidad de Murcia.

  2. Intensificar las relaciones institucionales de nuestra universidad con administraciones, entidades y organismos públicos y privados y con el mundo empresarial.

  3. Asegurar la transparencia y la equidad en la gestión y toma de decisiones.

  4. Fomentar la participación y el asociacionismo en la comunidad universitaria.

  5. Desburocratizar y simplificar los procesos de gestión que afectan a los distintos colectivos de la UM.

  6. Desarrollar acciones que hagan posible campus más amables y sostenibles.

  7. Alinear la estrategia general de la universidad con una adecuada gobernanza TIC para procurar obtener el valor efectivo que las tecnologías deben generar en una universidad del siglo XXI.

Medidas para la Gobernanza

  • En el marco del Plan de Estructuración de RRHH (PAS) impulsaremos y negociaremos un modelo de gestión administrativa para los centros adecuado al catálogo de funciones de los mismos.
  • Establecimiento de mecanismos de comunicación fluida y habitual entre el rectorado y los centros.
  • Dotación de servicios de apoyo administrativo extraordinario a los centros para el cumplimiento de tareas específicas temporalmente limitadas.
  • Intensificación de la presencia de la Universidad de Murcia en la vida institucional regional.
  • Negociación de un nuevo plan plurianual de financiación que asuma el papel estratégico que la UM tiene en el entramado institucional regional y fije el año 2020 como la fecha tope para alcanzar una cobertura del 100% del techo de gasto vía subvención nominativa.
  • Aumento de las dotaciones de Fondos Europeos (FEDER) para el desarrollo del Plan Director de Inversiones.
  • Negociación de una línea específica de financiación destinada a la estabilización y rejuvenecimiento de los RR.HH. de la universidad. Se vinculará a un tramo de techo de gasto de personal de uso exclusivo para esta línea.
  • Eliminación del canon adicional de 5% en estudios propios de gestión interna.
  • Implementación del teléfono móvil como un canal de pago de servicios universitarios (Campus-Pay).
  • Potenciación de la contratación con Pymes e inclusión de cláusulas sociales y medioambientales en los pliegos.
  • Integración y simplificación de los programas de gestión.
  • Impulso de la transformación digital de los sistemas de educación superior.
  • Creación de la Oficina de Desarrollo Estratégico y elaboración del Plan Estratégico de la Universidad de Murcia
  • Potenciación de la figura del Defensor Universitario y dotación del soporte adecuado para el desarrollo de su actividad.
  • Dinamización de la actividad representativa en las diferentes comisiones y órganos de la universidad.
  • Apoyo al Claustro Universitario para la aprobación definitiva de los Estatutos de la Universidad de Murcia.
  • Apoyo al asociacionismo universitario con medidas como, entre otras, la organización de jornadas de formación e intercambio de experiencias.
  • Reforzamiento de la estrategia de Responsabilidad Social Corporativa mediante la creación de una Comisión de Ética y RSC y elaboración periódica del plan y la memoria de RSC.
  • Establecimiento de un Sistema integral de Rendición de Cuentas asumiendo los compromisos establecidos por la Open Government Partnership (OGP).
  • Fomento de la cooperación de la universidad con agentes sociales tomando como referencia los objetivos de desarrollo sostenible y la Agenda 2030 por medio de la organización de jornadas de cooperación, la presentación de proyectos, la participación de distintas ONG y la entrega de galardones a estudiantes comprometidos.
  • Impulso del proyecto de Banco de Tiempo.
  • Aprobación del plan de prevención del acoso sexual y otros riesgos psicosociales.
  • Desarrollo de actuaciones de concienciación y de protocolos de actuación ante la violencia de género. Formación del personal universitario para la identificación de estos problemas.
  • Establecimiento de un protocolo de atención a la diversidad sexual y de género.
  • Potenciación de la actividad física y del deporte entre los miembros de la comunidad universitaria.
  • Impulso al proyecto Universidad Saludable mediante el fomento de buenas prácticas en la alimentación de los universitarios, que incluya, entre otras medidas, la revisión de los menús de las cafeterías y comedores.
  • Potenciación de los servicios asistenciales de la universidad para conseguir que sean referentes en asistencia, docencia, investigación y transferencia en nuestra región.
  • Elaboración del I Plan Director de la Comunicación para reforzar la política de comunicación y mejorar la visibilidad de nuestras actividades.
  • Actualización y adaptación del manual de identidad e imagen corporativa y comunicación de la UM.
  • Desarrollo integral del Portal de Transparencia de nuestra universidad para que la rendición de cuentas sea completa.
  • Mejora de la transparencia poniendo a disposición de la comunidad universitaria los expedientes completos y garantizando el acceso a los acuerdos de los órganos colegiados.
  • Consolidación de una Administración Electrónica efectiva al servicio de toda la comunidad universitaria por la vía del desarrollo e implementación integral de las Normas Técnicas de Interoperabilidad y la elaboración de las guías de aplicación.
  • Establecimiento de medidas que garanticen el cumplimiento de la normativa nacional y europea en materia de protección de datos.
  • Seguimiento de la Norma ISO 15489-1:2016 y de otros estándares internacionales en el Archivo Universitario, adecuando y actualizando las definiciones de actividad, agente, cuadro de clasificación funcional, calendario de conservación, evidencia, función, sistema de documentos, esquemas de metadatos, permisos de acceso, transacción y proceso de trabajo.
  • Confección y actualización permanente de una compilación de normas universitarias.
  • Modificación del gobierno corporativo de TICARUM, contrato programa UM-TICARUM y plan de comunicación.
  • Implementación de una Fase de Audiencia Pública (10 días) para formular alegaciones al borrador de Presupuesto por parte de cualquier miembro de la comunidad universitaria.
  • Consolidación de la experiencia de Presupuesto Participativo.
  • Elaboración de un Plan Director de Infraestructuras que contemple soluciones, financiación y grado de implicación de las administraciones para resolver problemas de espacio, acabados, accesos y acondicionamientos urbanísticos.
  • Fomento de espacios e infraestructuras en los diferentes campus para facilitar actividades e intercambios estudiantiles, de PDI y de PAS.
  • Desarrollo sostenible y cuidado del medioambiente, con la generalización del uso de vehículos institucionales no contaminantes, el fomento del desplazamiento en bicicleta por el campus y el aumento del número de contenedores de reciclado.
  • Mejora de los accesos a los campus de Espinardo y de Ciencias de la Salud (peatones, vehículos, bicicletas y rotondas).
  • Promoción de acuerdos con los trasportes públicos para mejorar las comunicaciones entre los diferentes campus (La Merced, Espinardo, El Palmar, Lorca, Cartagena, San Javier y Granja Veterinaria).
  • Fomento de las acciones de movilidad mediante la finalización del carril bici perimetral entre el los campus de Espinardo y de La Merced y diseño de otros nuevos para instalaciones docentes más alejadas (Granja Veterinaria).
  • Acuerdos con los correspondientes ayuntamientos para impulsar el uso de la bicicleta así como para la creación de carril bici que conecte el Campus de Lorca y el Campus de San Javier con sus respectivos centros urbanos.
  • Mejora de las instalaciones de los campus universitarios que favorezcan el acceso y la movilidad de los discapacitados (ayudas acústicas, rampas de acceso, señalización adaptada, aseos adaptados, etc.).
  • Implantación en los departamentos, centros y facultades de programas que incentiven la optimización de los recursos disponibles y aumento de la sostenibilidad de las instalaciones.
  • Promoción de las actuaciones de eficiencia energética y apuesta por energías renovables con el fin de contribuir a disminuir las emisiones de CO2 y el coste de la facturación energética de la UM.
  • Aumento y modernización de los recursos y sistemas de vigilancia de los distintos campus.
  • Actualización de los planes de evacuación y mejora de los planes de prevención.
  • Definición de una política cultural con participación de toda la comunidad universitaria que se concrete en una programación que sea herramienta de identidad, proyección y refuerzo de la institución, cohesionando la UM con el ámbito de la cultura.
  • Potenciación de la capacidad de generar proyectos propios que favorezcan las relaciones interdisciplinares entre los distintos ámbitos de la cultura y el arte.
  • Reactivación de la actividad de las Aulas Culturales remarcando el componente educativo como elemento diferenciador de cualquier actividad exterior plenamente lúdica.
  • Promoción y realización de actividades en todos los campus de la UM, Cartagena Lorca y San Javier incluidos, y fomento de la cooperación en este ámbito con la UPCT dentro del marco del Campus Mare Nostrum.
  • Consolidación de los proyectos orquesta universitaria y coral universitaria.
  • Mayor visualización de los premios de pintura, fotografía y de poesía.
  • Reactivación del Aula de Teatro para la presentación y puesta en escena de obras con producción propia.
  • Ampliación de la visibilidad social de las instalaciones para la comunidad universitaria (piscina, instalaciones deportivas, bibliotecas, salas de estudio, museos y salas de exposiciones, etc.).
  • Establecimiento de una estrategia TIC debidamente alineada con la global de la universidad.
  • Ahorro de costes en las inversiones en tecnología a partir de la gestión por proyectos y priorización de inversiones.
  • Evaluación y seguimiento del rendimiento de los procesos y servicios TIC mediante la definición de los indicadores adecuados.
  • Cumplimiento normativo, implantación de estándares internacionales y de certificaciones de calidad relacionadas con la gobernanza TIC.
  • Publicación de un catálogo de los servicios TIC disponibles para la comunidad universitaria y elaboración de un conjunto de buenas prácticas asociadas con cada uno de los objetivos TIC que sirva de referencia para establecer acciones de mejora.